Seleccionar página


Decir adiós inesperadamente sorprende

Cuando el horizonte se aproximaba estimulante

Y era aventura y espejo

Cuando descubrir futuro y presente era alegría

Decir adiós súbitamente duele

Pero cuando miro lo develado

Descubro que quedan las palabras

Palabras que acarician

Palabras que sostienen

Palabras que recuerdan

No importa cuanto dure

La eternidad perdura en la esencia de lo vivido

Cuando la piedra fue removida,

La vida fue liberada para siempre

Hoy la vida busca cauce

Y suelta forma caminos

Caminos que no estaban

Caminos que reparan

Caminos creadores

Decir adiós también es encontrarse con lo nuevo

Es enfrentar el desafío

de recorrer el aire en un salto inmenso

hasta el próximo encuentro.

A %d blogueros les gusta esto: